14 de Febrero de 2006 | 17:31

Lo primero que una persona como yo se pregunta al entrar en el Star Trek: The Experience del Las Vegas Hilton es: “¿Y no podrán hacer una cosa como esta de Star Wars?”

Lo segundo es: “¿Tendrá suficiente límite mi tarjeta de crédito para comprar todo ese merchandising?”.

Por desgracia la respuesta es NO y NO.

The Experience son 3 atracciones de Star Trek en una. Por un nada módico precio de 37$ por persona, accedes a un super-museo de Star Trek, con infinidad de objetos rescatados de las series y las películas, información, cuadros esquemáticos… Curiosamente, no vi la famosa piedra del riñón de William Shatner. Al final del museo, puedes entrar en las dos atracciones.

  • Klingon Encounter es una atracción tipo “cine dinámico”, en la que montas en una nave que se mueve y vives una especie de película-envolvente-violenta-montaña-rusa en la que una flota de malvados Klingon te atacan.
  • Borg Invasión 4D es un cine en tres dimensiones en el que, además, las butacas se mueven, te echan chorros de aire, gotitas de agua e incluso ¡te pinchan! Todo para hacer más realista un intento de asimilación borg.

Las atracciones cuentan con vídeos protagonizados por personajes del reparto de La Nueva Generación y Voyager respectivamente, así como con actores reales y efectos especiales muy chulos.

Pero es cuando sales de las atracciones cuando llega el momento dramático. De pronto, sin comerlo ni beberlo, te encuentras metido en Deep Space Nine Promenade, un centro comercial de Star Trek con infinidad de tiendas llenas de todo tipo de cosas espectaculares. Y claro: lo quieres todo. Esto es lo que me compré:

Mi merchandising de Star Trek

Menos mal que lo que no he podido comprar, al menos me han dejado fotografiarlo. Ahí van algunas de las cosas más curiosas:

Tienda de Star Trek en el HiltonTienda de Star Trek en el HiltonTienda de Star Trek en el HiltonTienda de Star Trek en el HiltonTienda de Star Trek en el Hilton

Y por si esto no fuese suficiente atentado contra mi economía, al final de la zona comercial estaba el Quark, EL restaurate temático. Y es que siendo ya las 3:30 de la tarde no nos ha quedado otro remedio que entrar y ponernos ciegos. Aquí os dejo el menú para mataros de envidia. Yo me he tomado una HamBorgesa y Ignacio unas costillas flameantes de Targ (en la foto).

¡Han picado 2!

  1. Que warra que eres… es que me matas de envidia cochina y malsana… estoy babeando sólo de ver esas fotos…
    lo quiero TODO TODITO TODOOOOO
    Y yop aquí comiendome tu curro… que despreciable eres…

    14 de Febrero de 2006 a las 18:13
  2. josebag

    yo estuve en Las Vegas en Mayo, y como tú lo harías disfrute como un niño. Si me hubiese ofrecido trabajo allí…fijo que me quedo.

    19 de Julio de 2006 a las 14:32

¿Quieres morder el anzuelo?

Los saltos de línea y párrafos son automáticos. Etiquetas XHTML permitidas: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>