4 de Febrero de 2012 | 23:35

Visto en la nevera de mi lugar de trabajo.

Cartel pasivo-agresivo
28 de Enero de 2012 | 22:51

Hoy he hecho mis primeros Cake Pops. Los Cake Pops son pequeñas piruletas de bizcocho, recubiertas con alguna cobertura y decoradas de la forma que prefieras. A los niños les encantan.

Iba a poner la receta de estas piruletas que he hecho, pero la verdad es que no estoy demasiado orgullosa del resultado, así que me limito a dejaros la foto. Al final parecen más tortugas ninjas que Ranas Gustavo. Creo que quizás me haya complicado demasiado para ser la primera vez, pero perseveraré. A ver si consigo hacer cosas más bonitas 🙂

El pulpo de Astrid

En cualquier caso a mis hijos les han encantado (son un público agradecido), y el lunes me llevaré el resto al trabajo a ver si a los compañeros también les gustan.

18 de Enero de 2012 | 21:51

#Blackout

11 de Enero de 2012 | 23:40

Hoy he oído esta frase en una charla motivacional que nos han dado en el trabajo:

“La única diferencia entre un sueño y un objetivo es una fecha” Edmundo Hoffens

Es decir, que está muy bonito decir que te vas a sacar el carnet de conducir, o visitar Florencia, o aprender inglés. Pero si no pones una fecha es muy difícil ponerte en marcha.

Esto viene muy al pelo de lo que quería hablaros hoy. He descubierto la aplicación definitiva para gestionar tareas desde mi Android. Se llama Astrid y básicamente sirve para ordenar, priorizar, recordar y gestionar las cosas que tienes que hacer.

El pulpo de Astrid

Cuando empece a buscar una aplicación de gestión de tareas para el móvil estuve valorando varias opciones, pero al final me decidí por Astrid por su facilidad de uso, versatilidad y posibilidad de sincronización con programas como Google Tasks, Producteev o Remember the Milk a quién quiero engañar: la elegí porque su icono era un pulpo SÚPER gracioso. Y ¿¡quién le puede decir que no a un pulpo!?

En fin: Astrid es bueno, bonito y ¡barato! La versión gratuita tiene todo lo que puedas necesitar para gestionar tus tareas, aunque por 1,08€ tienes un add-on que te permite dictar tareas de voz y 3 widgets de escritorio mejorados.

Aplicación de Astrid Aplicación de Astrid

Para mí se ha convertido en indispensable: un gestor de tareas simpático y potente que evita que una cabeza loca como yo se olvide de las cosas 😀

  1. Enlace de Astrid en el Android Market
  2. Enlace de Astrid en la AppStore
3 de Enero de 2012 | 23:07
Darth Vader bajo mi blog

Ayer saltaba la noticia de la muerte del actor que dio vida a Vader. ¿Qué? ¿Cómo? ¿Es posible? Pues no. Después de investigar un poco me di cuenta de que era un flagrante caso de falta de ética periodística, digno del blog de Malaprensa. No me extraña nada, después de ver lo que ha pasado recientemente con la mona Chita.

Efectivamente, el actor que ha dado vida a Darth Vader NO ha muerto, tan sólo uno de los especialistas que llevo el traje negro, concretamente el que le reemplazó en las escenas de esgrima, Bob Anderson.

Para aclararnos: ¿quién ha sido el actor que ha dado vida a Vader? Pues es una pregunta que tiene más miga de la que parece. Ahí va la respuesta larga.

David Prowse: el cuerpo de Vader

David ProwseSi hay un actor que merece el reconocimiento de haber dado vida a Lord Vader, éste es David Proswe. Fue él el que estuvo dentro del traje negro y tras la máscara del villano más aterrador de todos los tiempos en las 3 películas clásicas de Star Wars.

Elegido por su enorme constitución (2 metros de altura y casi 120 kg. de peso) Prowse era un afamado levantador de pesas en Reino Unido, y también conocido por algún papel menor antes de participar en la trilogía original.

Después de su participación en Star Wars, Prowse prácticamente dejó el mundo del cine y se dedico a su gimnasio, sus obras de caridad y a participar activamente en cualquier acto relacionado con Star Wars, hasta que en 2010 Lucas Film le prohibió participar en eventos oficiales. Pero no desesperéis, podéis seguir viéndole en los eventos NO oficiales.

David Prowse vestido con el traje de Vader

James Earl Jones: la voz de Vader

James Earl JonesPero ¿qué sería Darth Vader sin su voz grave, la respiración asmática y la distorsión? De eso se encargó el afamado actor americano James Earl Jones.

Desde el primer momento Lucas decidió que quería una voz profunda y oscura para su villano, y esa no podía ser la de Prowse, que tenía muy poca personalidad y un fuerte acento inglés. Lucas reemplazo la voz del actor inglés sin su conocimiento, y David no lo supo hasta que no vio la película en el cine.

Es por tanto James Earl Jones el que puso voz al Lord del Sith en todas las películas de la trilogía clásica y ha sido muy identificado con el personaje desde entonces.

Sebastian Shaw: la cara de Vader

Sebastian ShawYa van dos Vaders en la lista, pero Lucas todavía quería uno más para poner cara al personaje en el momento en el que Luke le retira la máscara en El retorno del Jedi para reencontrarse con su padre, y el elegido fue Sebastian Shaw. El mismo actor aparecía posteriormente como fantasma junto a Obi Wan y Yoda en las primeras versiones de la cinta. Shaw es, pues, el Vader sin casco, aunque algunos puristas indicarán que en esos dos momento ya no es Vader sino Anakin, pues ha abandonado el Lado Oscuro y vuelve a ser un Jedi.

Sebastian Shaw: caracterizado de Vader

Hayden Christensen: el nuevo Vader

Hayden ChristensenEs justo mencionar dentro de este post al nuevo Vader. Al final de La Venganza de los Sith Anakin, interpretado por Hayden Christensen, cae en el lado oscuro cuando asesina a todos los Jedi que quedan menos a Obi Wan y a Yoda, por lo que podemos afirmar que ya es Darth Vader.

Además, en 2004, para la edición de DVD, en un arranque de éstos que le dan de vez en cuando, George Lucas decidió cambiar la imagen de Sebastian Shaw fantasma por una de Hayden Christensen fantasma, siendo muy criticado por ello. Además, en la escena del casco también ha modificado la cara de Sebastian Shaw para que se parezca más a la de Hayden, depilación de cejas y cambio de color de ojos incluidos. Algunos deberían dejar las manitas quietas 😀

Hayden Christensen es el nuevo Vader

Los dobles y especialistas de Vader

Además de estos cuatro actores que han interpretado a Vader, lógicamente y como en todas las películas, varios dobles y especialistas han dado vida al personaje brevemente en escenas peligrosas o difíciles.

Bob AndersonEl más famoso de ellos fue Bob Anderson, que, como bien sabemos, ha muerto hace un par de días. Anderson era especialista en esgrima y coreógrafo de todas las peleas con sable láser de la trilogía original. Como nota adicional friki añadiré que también ha coreografiado, entre otras, las escenas de lucha de la trilogía de El Señor de los Anillos.

Se ve que Prowse era un poco torpe y no había forma de que le saliesen bien las peleas con sable, así que a Anderson no le quedo más remedio que calzarse el traje y encargarse él personalmente. Y aunque yo no creo que eso valga el “título” haber interpretado a Vader, mi amiga @Bicho me dijo el otro día “Siendo el tío que le corto la mano a Luke Skywalker, me merece todos mis respetos”. Y eso, amigos, no se lo puedo negar 🙂

Bob Anderson ensayando una escena en el set

Constantino Romero: la voz de Vader en España

Constantino RomeroNo quería acabar esta recopilación de Vaders sin hacer mención a Constantino Romero, nuestro doblador más afamado.

Dada la época en la que salió la trilogía clásica la mayoría hemos visto por primera vez estas películas dobladas al castellano, por lo que para nosotros la voz del Lord Oscuro siempre será la de Constantino.

Cuenta el locutor y presentador que la respiración de Vader estaba ya incluida en la pista de audio de la película, y que eso dificultó un poco el doblaje, ya que había que encajar el texto con las respiraciones. También ha dicho que la distorsión electrónica de la voz se realizó para emular la que se había practicado en la versión original sobre la voz de James Earl Jones.

27 de Diciembre de 2011 | 23:10
Gotas deslizandose por un cristal

Muchas veces me he quedado hipnotizada viendo el vaivén de las escobillas del limpia contra el cristal del coche, y me he preguntado: ¿Cómo demonios funcionará el limpiaparabrisas automático? ¿Será por el sonido del repiqueteo de la lluvia contra el cristal? ¿Será que detecta la distorsión de las imágenes a través de las gotas? ¿Recogerá el agua que escurre para calcular el ritmo al que tiene que moverse? ¿Se activará con la humedad ambiente?

En fin, que he hecho muchas cábalas tontas, pero la verdad es que no lograba encontrar una explicación plausible y, así de cotilla soy yo, me he dedicado a investigar. A ver si puedo contar lo que he averiguado de una forma sencillita.

Si tenéis un coche con limpia automático podréis ver que vuestro parabrisas tiene una zona dentro del coche (detrás del retrovisor interior) tapada con una pequeña caja oscura de unos 15x15cm. Dentro de esa caja están los sensores que el coche necesita para calcular la cantidad de agua que hay sobre el cristal en la zona del parabrisas que abarca. Esa sería pues la zona de muestreo que los sensores evalúan.

Foto de un sensor de lluvia

Dentro de esta caja hay, entre otras cosas, un LED emisor de luz infrarroja, colocados de tal manera que la luz emitida se refleja en el parabrisas y es recogida en su totalidad por otro LED receptor de luz infrarroja.

Sensor de lluvia: esquema

Pero ¿qué pasa si hay lluvia sobre el cristal? Pues que las gotas de lluvia hacen que parte de esa luz emitida no se refleje, si no que se refracte hacia el exterior. El sensor entonces detecta que está recibiendo menos luz y da aviso al ordenador de activar el limpiaparabrisas. Cuanto mayor sea la cantidad de agua, más luz se pierde y menos luz recibe el sensor, por lo que las escobillas irán más rápido.

Sensor de lluvia: funcionamiento

Digamos que ésta es la explicación sencilla, ya que el proceso implica el ordenador del coche y otros sensores, que varían el ritmo del limpia dependiendo de factores como la velocidad a la que circulamos o la cantidad de luz ambiente que hay, por ejemplo. Pero básicamente así funciona.

¡Nunca te acostarás sin saber una cosa más!

24 de Diciembre de 2011 | 13:55

Hace poco un amigo común me presento a M.J. Pasamos una tarde entretenida charlando en la que, entre otras cosas, me comento que es muy aficionada al ganchillo, y me habló de las máscaras de ganchillo de super-héroes que hace. Acordé con ella que le iba a encargar un gorro, y después de mucho pensarlo, decidí que quería que me lo hiciese de Totoro.

Hace una semana esta maravilla llego a mis manos y no se me ha ido de la cabeza (literalmente) en todos estos días. Y hoy os lo enseño a vosotros. ¿No os parece LO MÁS?

Gorro de Totoro de ganchillo

Podéis ver otros trabajo de M.J. en su blog: El ganchillo es un vicio y en la sección de ganchillo de su Flickr ¡Y si os apetece tener un gorro calentito, especial y sobre todo único no dudéis en encargárselo!

13 de Diciembre de 2011 | 17:12

Este fin de semana me ha dado por dedicarle un ratito a mis uñas, y aquí tenéis el resultado. En contra de lo que pueda parecer, no hay que ser muy mañosa ni tener un pulso magistral: la verdad es que son facilísimas de hacer usando las nuevas lacas en formato boli o rotulador que hay ahora en el mercado. La izquierda cuesta un poco más, pero el truco está en que no es necesario que los puntitos queden perfectos para que el efecto sea espectacular.

Uñas decoradas con puntitos

Por si os interesa, yo he usado:

12 de Diciembre de 2011 | 0:22

Mi amigo Ricardo el Futuróscopo me ha informado de este meme que está en algunos blogs de cómics. Y rauda y veloz me he puesto a recapitular 100 de mis razones. Bueno, no tan rauda, que escribir 100 cosas lleva un ratillo. Seguro que me dejo muchas, pero las que son, son de verdad 🙂

  1. Por la Gata Negra.
  2. Por mis primeros cómics de Mortadelo y Filemón, robados de la biblioteca de mi abuelo en su casa de campo.
  3. Por inspirarme mi primer tatuaje.
  4. Spiderman Tatoo
  5. Por las discusiones del super-grupo sobre quién debería ser el jefe.
  6. Por hacer que no se olviden episodios de la historia como el de la batalla de las Termópilas.
  7. Por el momento en el que Tulip se da cuenta de que Jesse no está muerto.
  8. Por el meta-cómic de piratas de Watchmen.
  9. Porque yo quería saber dibujar chicas tan bien como Masakazu Katsura.
  10. …Y por comprarme los Swimsuit Special y descubrir que hasta los ilustradores profesionales dibujan fatal a las chicas. ¡Vaya catálogos de incongruencias anatómicas!
  11. Por Briareos.
  12. Por los Petisos Carambanales.
  13. Por las telarañas McFarlane.
  14. Por las famosas dos páginas de orgía lésbica a todo color de Masamune Shirow en Ghost in the Shell.
  15. Porque cuando creía que ya estaba todo contado, todavía me pueden reventar el cerebro con argumentos como el de Gantz.
  16. Porque la historia de Buffy no desapareció en la última temporada emitida en televisión.
  17. Porque alguien más se pregunta “¿Qué pasaría si..?” (What if?).
  18. Por horas y horas de discusión sobre cuál es el mejor superpoder.
  19. Y por horas y horas de discusión sobre por qué Marvel es mejor que DC.
  20. Por Yorick Brown y Ampersand.
  21. Por Compasión, el dinosaurio de Gert.
  22. Porque la prota de V de Vendetta era puta, no periodista como en la película.
  23. Porque me leí La Muerte de Superman en mitad de un examen de inglés.
  24. Porque las Secret Wars nos trajeron a Veneno.
  25. Porque hasta que el Dr. Manhattan se acuerda de que Laurel no puede respirar en Marte yo tampoco pude respirar.
  26. Porque me leí todos los cómics de Bone. Aunque no me gustaran.
  27. Porque todavía espero a que Straczynski acabe Rising Stars
  28. …pero por suerte acabo Midnight Nation.
  29. Por Superman Rojo, una obra maestra que realmente te hace recuperar la ilusión por un personaje tan manido como el de Superman.
  30. Porque en El Regreso del Señor de la Noche Batman gana en una pelea a Superman… ¡Quién lo iba a decir!
  31. Por la mejor Elektra, la de Sienkiewicz y Miller.
  32. Por From Hell, que aunque no me gusta el dibujo, tengo que admitir que es el que mejor le va a la historia.
  33. Por poder mirar una portada de Ibáñez durante minutos y aún descubrir detalles divertidos.
  34. Y por poder mirar una portada de Glenn Fabry durante minutos y aún descubrir músculos y otros detalles anatómicos inexplicables.
  35. Porque por fin hicieron protagonistas a mis secundarios favoritos del mundo del cómic: Capa y Puñal.
  36. Figuras de Capa y Puñal de resina
  37. Porque una cosa tan dulce como Alita podía estar hecha de frío metal.
  38. Por las risas que me eché con los zombis salidos de Crossed. ¿En serio Garth? ¿No tienes otra forma de llamar mi atención?
  39. Por el estilo y el dibujo de Sin City.
  40. Por la rabia con el panorama político actual que llevó a Vaughan a regalarnos Ex Machina.
  41. Por Los Eternos, sobre todo Muerte y Delirio.
  42. Por los cuentos infantiles de toda la vida convertidos en Fábulas.
  43. Por Caraculo, el imbécil que decidió emular a su ídolo Kurt Cobain, y le salió mal.
  44. Porque sigo sin entender el final de Akira, pero ¡¡Ey, Juancho, nunca abrí los tomos más de 40 grados!!
  45. Porque aún recuerdo haberme leído Watchmen en sus tomos originales.
  46. Porque a Martha Washington en realidad nunca le favoreció el rubio.
  47. Porque le perdí a Joshua el cómic de Un Pequeño Asesinato, pero le pude encontrar otro. ¡Uf!
  48. Por la angustia que lo pasé siguiendo la serie de Monster de Naoki Urasawa. ¡Qué desazón! ¡Y qué obra mestra!
  49. Porque es mucho mejor Viuda Negra Romanoff que Belova. ¡Y encima es pelirroja!
  50. Por los cómics de Astérix en inglés que me compró mi madre… Así, ¡¿quién no aprende inglés?!
  51. Por 13 Rue del Percebe. Sobre todo, por el moroso y el tendero.
  52. Por las ilustraciones de Alex Ross. Madre mía, ¡que dibujo!
  53. Y por el dibujo de Masamune Shirow. Pero ¡límitate a los artbooks, anda!
  54. Por la tensión sexual de Video Girl Ai, Shadow Lady, DNA² y I”s. Katsura, lograste que pasase media adolescencia más frustrada que… ¡que el pico de una mesa!
  55. Porque los cómics no utilizan la Comic Sans.
  56. Por Spirou, Mot, Goomer y otros cómics geniales descubiertos en el Pequeño País y que acabaron en tomos en mi librería.
  57. Porque como me contó Carlos Adama, a veces se hace un chiste en un cómic, y alguien de Hollywood se lo toma en serio.
  58. Por el Especial Navidad Paramilitar en el que Lobo tenía que cargarse al pervertido de Papá Noel.
  59. Porque Galactus en cada cómic es de un tamaño diferente.
  60. Porque a Daredevil le llamaron Dan Defensor en España.
  61. Por el Capitán Trueno, Crispín y Goliat.
  62. Porque 300 me salió gratis en una oferta loca de lanzamiento de una tienda online de libros.
  63. Porque Sansara sigue diciendo que Alan Moore es un mago. Y porque yo comería mortadela marca Alan Moore, si la vendiesen.
  64. Por el material ilimitado para disfraces de Halloween.
  65. Disfraces comiqueros
  66. Por los mangas que se leían del revés.
  67. Por las Pato Aventuras.
  68. Por los cómics de Héroes, que nos ayudaban a completar la serie de televisión.
  69. ¡Casi me dejo el web-cómic! Por las tiras cómicas de Laura y Carmen Pacheco, que pronto van a convertirse en un tomo en papel.
  70. Y por el Joven Lovecraft, que ya va por dos tomos.
  71. Y por Sin Fest, que me encantan.
  72. Por La Profesional, de Garth Ennis, donde aprendí que un super-lefazo tiene muchísimo peligro, así que cuidadín con a quién se la chupáis.
  73. Y hablando de semen, por Manara y su Click, en el que descubrimos una curiosa forma de sobrevivir a la inanición.
  74. Por las tiendas de cómics, un lugar en el que siempre te lo pasas bien, la gente es pintoresca pero nadie te mira raro, la decoración es lo más y venden merchandising a montones. ¡Uno de mis sitios favoritos!
  75. Por los cómics de Colección X. ¡Que hay vida más allá del cine porno!
  76. Porque en el cómic de Kick-Ass el prota pringado no acaba mojando con la chica guapa.
  77. Por convertir a Peter Parker en un personaje de Pulp en Spiderman Noir.
  78. Por cambiarme de género a Orson Scott Card en Ultimate Iron-Man. Y es que a mi con Orson Scott Card me pasa un poco como con Michael Straczynski: que me gustan hasta los andares.
  79. Por el 100% Marvel de Emma Frost.
  80. Por las Crónicas de Mesene, que a veces le damos poca bola al cómic nacional.
  81. Por Misterios de un Asesinato de Neil Gaiman y P. Craig Russell, que me enseñó que también hacen falta detectives en el cielo.
  82. Por los inventos del Profesor Bacterio.
  83. Por El Cuervo de O’Barr. ¡Eh! No se le puede culpar de la peli.
  84. Porque aunque no me gusten los westerns, me quedo con Sólo un Peregrino.
  85. Por los Dark Angel de Kia Asamiya.
  86. Por Érase una vez la vida, que tengo los cómics originales encuadernados en un mega tomo y guardados en una estantería.
  87. Por el precioso Loki de Robert Rodi y Esad Ribic.
  88. Porque ya no me caben libros en casa, y sigo comprando cómics.
  89. Porque La liga de los hombres extraordinarios incluya una mujer.
  90. Porque Ronin es MUY raro.
  91. Porque Luisa Lanas llamaba a Superlópez “medianía”, pero le gustaba López.
  92. Por la series de televisión molonas nacidas del cómic: Smallville, Big Bang Theory, Batman de animación…
  93. Por la pelis molonas nacidas del cómic: X-Men: First Class, Spiderman, Iron Man, Tintín, Scott Pilgrim…
  94. Por el Año Uno de Batman ¡Felicidades!
  95. Por todos esos uniformes femeninos absolutamente imposibles de mantener en su sitio.
  96. Porque El hombre sin miedo no se viste con el uniforme de Daredevil hasta el final del cómic.
  97. Porque sigo pensando que si alguien dirige una película de Predicador debería ser Quentin Tarantino, e interpretar a Cassidy. Claramente.
  98. Cassidy y Tarantino
  99. Por Don Pantuflo Zapatilla, Catedrático de Numismática, Filatelia y Colombofilia y sus hijos, los únicos gemelos con el pelo de diferente color.
  100. …Y por Hernández y Fernández, los únicos gemelos con diferente apellido.
  101. Por Ranma ½, que nos demuestra la importancia de llevar siempe encima una tetera de agua hirviendo. ¡Yo no salgo de casa sin ella!
  102. Porque cuando Pai se convierte en Sanjiyan se le ve el ojete. Y los colmillos.
  103. Porque el Juez Dredd nunca tuvo necesidad de quitarse el casco. ¡Chúpate esa, Stallone!
  104. Y por inspirarme a dibujar. Gracias a ellos rellené libretas, libros y cuadernos de dibujos y más dibujos.
6 de Diciembre de 2011 | 0:38

Esta tarta es una herencia familiar. Yo la heredé de mi madre que a su vez la heredó de mi tía Mariví, que creo que la aprendió en un curso de cocina. Y allá donde ha ido, ha triunfado. Gané incluso algún premio de concursos de repostería amateur con ella.

En fin: todo lo que tengo que decir es que es mi mejor tarta. Punto.

INGREDIENTES

Tartaleta

  • 1 huevo
  • 250 g de harina
  • 50 g de azúcar
  • 150 g de mantequilla
Ingredientes tartaleta

Relleno de pera

  • 1,5 kg de peras
  • 1 cucharada rasa de azúcar por pera
  • 50 ml agua
Ingredientes relleno
Cobertura de mousse de chocolate
  • 3 yemas de huevo
  • 250 ml de nata para montar
  • 125 g de chocolate de cobertura
  • 75 g de azúcar glas
  • 125 g de mantequilla
Ingredientes cobertura

ELABORACIÓN

Mezclar el huevo, la mantequilla y el azúcar de la tartaleta. Ir añadiendo harina poco a poco y amasando. Cuando la masa empiece a despegarse de los dedos, dejar de echar harina (es posible que no se use toda).

Forrar un molde de tartaleta de unos 22 cm. con la masa en capa fina. Pinchar el fondo con un tenedor. Echar unos pocos garbanzos o judías sobre la masa para que no se levante al hornearla.

Meterla en el horno a 170º unos 25 o 30 minutos, vigilándola, hasta que la masa esté dorada. Quitar los garbanzos, y reservar la tartaleta.

Pelar y cortar las peras en daditos. Poner en un cazo y agregar el azúcar y el agua del relleno. Poner a cocer a fuego medio durante unos 35 o 40 minutos, hasta que las peras estén tiernas. El líquido se habrá reducido a uno 50 ml. Colar las peras y dejarlas enfriando.

Mezclar las yemas, el azúcar glas y la mantequilla de la cobertura. Fundir el chocolate al baño maría o en el microondas y agregárselo a la mezcla anterior. Por último, montar la nata y mezclar con movimientos envolventes con la crema de chocolate para que no se baje.

Montar la tarta poniendo las peras frías sobre la tartaleta, y cubrir con la mousse de chocolate. Refrigerar un par de horas para que la mousse adquiera consistencia